Seguinos

Gentes

🔎 “En el zapato del otro”: Analía usa Facebook para ayudar a bahienses que pierden cosas

Nuestra gente, los barrios y las buenas historias que nos rodean.

Publicado

el

Por Belén Uriarte / Editora de 8000


Analía Pezzella no encontraba el documento por ningún lado. ¿Dónde lo había dejado? Pensó y pensó. Revisó y revisó. Y nada.

Entonces se le ocurrió armar un grupo de Facebook para ver si alguien le daba una mano.

Así nació el 20 de agosto de 2012 Documentos importantes perdidos o encontrados Bahía Blanca. Hoy tiene más de 75.000 miembrosel equivalente a un quinto de la población local. Y hay 12 personas que hacen de moderadores, sin cobrar un peso.

—Finalmente encontré el documento: no lo había perdido, estaba en mi casa —le dice Analía a 8000. Pero sirvió para hacer el grupo, que la gente se sume y empiece a usarlo.

Es que la iniciativa también dio respuesta a una necesidad colectiva: había algunos grupos de clasificados, pero se publicaba de todo y todo mezclado.

Algo así sucedió también en este:

—La gente publicaba documentos, pero también llaves, anteojos, celulares… —dice Analía, que tiene 48 años, vive en el barrio Kilómetro 5 y es pariente de Germán Pezzella, defensor del Betis y la selección. #OrgulloBahiense

Entonces lo charló con los demás administradores y abrieron otro grupo para todo lo que NO sean documentos, “excepto cosas robadas”. Y el 1 de febrero de 2017 surgió Objetos perdidos o encontrados Bahía Blanca, Argentina, que actualmente reúne a más de 30.000 personas.

En ambos grupos sólo se permite compartir información de Bahía Blanca, Cerri e Ingeniero White.

—Hace unos años me contactó un brasileño porque había encontrado el documento de un bahiense que había estado veraneando en Brasil. ¡No sé cómo encontró el grupo! Pudimos hacerle el contacto con los parientes.

El trabajo de Analía consiste básicamente en revisar las solicitudes para sumarse al grupo, controlar si los pedidos de publicación cumplen con los requisitos y etiquetar personas para formar cadenas y que sea más fácil resolver cada caso. 

—A veces se recuperan las cosas en horas. Y hay otras que no se recuperan porque, bueno, no toda Bahía Blanca está en el grupo y por ahí la gente que pierde algo no se entera de que existe…

La solidaridad y el compromiso van en aumento, dice: 

—Capaz en otro momento la gente encontraba un documento y no le daba bolilla o encontraba un celular tirado y se lo quedaba. Hoy lo publicaCreo que se contagian al ver que otras personas publican.

Y también destaca la gratitud habitual. 

—Hay personas que han devuelto las billeteras tal cual las encontraron, ¡con todo el dinero!

Analía está en la cocina de otras cosas, también: tiene el emprendimiento de pizzas y tortas LaNonninaa. Los dulces que más salen son la torta Matilda, el brownie, el cheesecake de limón y de frutos rojos y los budines de limón y de zanahoria con frutos secos.

Si bien esto le insume bastante tiempo y a veces termina cansada, siempre está para sus grupos:

—Nunca me voy a cansar de ayudar al prójimo. Uno siempre se tiene que poner en el zapato del otro: a mí me pasó esa vez, pensé que había perdido mi documento y después lo encontré. Pero me pongo en el zapato de esa persona que lo perdió y tiene que hacer todos los trámites…

Y hay satisfacciones, claro.

—Me pongo feliz cuando se encuentran cosas, porque es decir: “Hicimos algo que a la gente le sirve”.

🔎 Lo más perdido

👉 En el grupo de documentos: DNI, tarjetas verdes y azules, la SUBE.

—También papeles importantes, como recetas o estudios médicos, y sumas de dinero —detalla Analía.

👉 En el grupo de objetos: llaves, anteojos y celulares.

—Aparecen bastantes zapatitos de bebés y herramientas. Y los días de lluvia, ¡las patentes! Se ve que pasan badenes llenos de agua y se desprenden…

📝 Hay reglas

👉 Los mensajes que llegan no se publican automáticamente: los administradores aprueban o rechazan. Así evitan, por ejemplo, publicaciones sobre promociones o ventas. Esto es 100 % solidaridad.

👉 No repetir.

—No sirve que se publique 20 veces lo mismo, porque si no se desorganiza —dice Analía—. Con los puntos suspensivos, lo pueden levantar y que la gente lo vea primero.

👉 Otra cosa importante:

👉 Respetar qué elementos encajan en cada grupo.

👉 ¡Quedate! “Si entrás porque perdiste algo y lo encontrás, no te vayas: tratá de ayudar a los demás”.

  • 🔐 El grupo de documentos nació privado y así quedó, porque al pasar 5.000 miembros ya no pudieron cambiar la configuración. De todos modos, cualquiera puede sumarse. El de objetos sí es público.
  • 🙌 Además de Analía, 11 personas colaboran ad honórem para administrar los grupos: Celeste Castillón, Susana Santos, Verónica Giménez, Marite de Mella, Mariana Bart, Claudia Catini, Guillermina Machado, Elida Tombesi, Noelia Silva, Silvia Prost Diego Velázquez.

👀 ¡Cuidado!

👉 Pese a los controles y las denuncias, Analía cuenta que hubo casos donde se usaron cuentas truchas de Facebook e información del grupo de documentos para cometer estafas.

—Pedimos que tapen datos importantes como el número de trámite —dice—, porque del otro lado de la computadora hay gente buena… y mala.

👉 Otra recomendación: no entregar las tarjetas de crédito o débito sin constatar que se trata del titular con el DNI o un servicio a su nombre.

  • 🤝 Analía invita a sumarse a los grupos de Documentos y Objetos para usarlos en caso de perder o encontrar algo, y para ayudar haciendo cadena de las cosas perdidas.

🤗 En 8000 ofrecemos un periodismo bahiense, independiente y relevante.

Y vos sos clave para que podamos brindar este servicio gratuito a todos.

Con algún cafecito de $ 150 nos ayudás un montón. También podés hacer un aporte mensual, vía PayPal o por Mercado Pago:

¡Gracias por bancarnos!

👉 Si querés saber más, acá te contamos quiénes somos, qué hacemos y por qué.

Abrazo bahiense.

Sumate

Apoyanos

Invitame un café en cafecito.app

El audio de 8000

Publicidad
Publicidad
Publicidad

Más vistos